Este es una web oficial del Gobierno de la República Dominicana Así es como puedes saberlo

Efectos visuales, en el proceso de desarrollo y crecimiento en cine RD

Efectos visuales, en el proceso de desarrollo y crecimiento en cine RD

Print Friendly, PDF & Email

Ricky Gluski se unió a Alejandro Pérez para crear Lone Coconut, uno de los estudios locales de mayor incidencia en el país

El séptimo arte requiere de mucho tiempo, pasión y talento, no solo de parte de quienes figuran delante de las cámaras y en la dirección, sino de todos los involucrados en el producto que se resume, en su mayoría, en aproximadamente dos horas en la pantalla. Detrás de cada producción de cine hay un equipo de caras desconocidas que se encarga de “crear la magia” que lleva por nombre “efectos visuales”, una de las áreas de mayor crecimiento en la industria dominicana.

Pese a que muchos productores envían sus filmes al extranjero al momento de hacer uso de este tipo de recursos, en la República Dominicana ha tomando impulso una camada de jóvenes talentosos, cuyos trabajos hablan por sí solos sobre el halagüeño futuro en el campo de los efectos especiales. Ricky Gluski, nacido en Virginia (EE.UU.), se estableció hace siete años en esta media isla, y ha ido agrupando a creativos y artistas que trabajan en esta área de manera independiente para elevar la calidad de los efectos visuales que fortalecen los filmes de factura local. “Este aspecto de la producción aún está en su periodo de desarrollo y crecimiento. Creo que aquí, ahora mismo, hay una mala idea de que lo que se hace fuera (del país) es mejor. Lo que queremos lograr es hacer cosas tan bien hechas que la gente quede convencida de que aquí hay mucho talento para hacerlo”, dijo Gluski a elCaribe. Agregó que no es un fenómeno que se dé solo en el cine dominicano, sino en toda la industria a nivel mundial, pero que debe cambiar, ya que entiende que una de las demandas de la Ley de Cine es fomentar el crecimiento de una infraestructura local.

Gluski, quien estudió cine en el Bard Collegue de Nueva York, ha trabajado para filmes como Jean Gentil, de Laura Amelia Guzmán e Israel Cárdenas (2010) en el departamento de sonido, el cortometraje Pedro de Bella Vista y su sueño, el cual ganó primer lugar en el Festival de Cortometrajes Funglode 2010, y Blanco, dirigido por Melvin Durán y producido por él mismo así como los efectos visuales, en el 2014, el cual recibió un premio La Silla y buena acogida en festivales de documentales internacionales.
Luego, pasó a la productora Panamericana, donde se percató de la necesidad e importancia que había en ese momento en la industria del trabajo que realizaba.

“Cuando vi el impacto que tuvo lo que hacía en Panamericana y el primer comercial del 4% que hice de forma independiente junto a Virginia Rodriguez y que generó 88,000 views en una semana, me percaté de que realmente hay una necesidad de la realidad representada de alguna forma en la pantalla grande”, explicó.

Luego de cinco años como independiente, junto a Alejandro Pérez funda el estudio Lone Coconut, y empiezan ha trabajar formalmente como compañía con la cinta María Montez (2014), dirigida por Vicente Peñarrocha. “Más tarde, trabajamos Los Fabulosos Más Mejores (2015), de Carlos Manuel Plasencia; Cuentas por Cobrar (2016), de Ronni Castillo; Catastrópico, de Jorge Hazoury (2016); ¡…Y a Dios que me perdone!, de Ángel Muñiz, una participación en Ladrones (2015), de Joe Menéndez. También, algunas animaciones de Loki 7: El Perro de Siberia, de Ernesto Alemany, y aún en sin estrenar Cinderello, de Alfonso Rodríguez y Rafael Muñoz. También para Lantica Media tiene en carpeta otros proyectos.

Ricky Gluski destacó que su objetivo es reunir a los talentos de esta área porque es “la única forma de darnos a conocer y hacer el proyecto realmente grande para lograr un impacto en el mercado cinematográfico local. Es un tipo de trabajo que se realiza mejor en equipo”, dijo.

Aplicación

En su búsqueda de resaltar la importancia de los efectos visuales en producciones tanto de películas como de comerciales, Ricky Gluski está desarrollando una aplicación móvil que nombró “Kalypso” que permita que las campañas comerciales, libros, comics y medios impresos en general sean más dinámicos. “Funciona así: por ejemplo tienes una foto que a simple vista es una fotografía normal pero cuando la miras con la aplicación a través del celular o dispositivo móvil, se convierte en un audiovisual, un video con sonido y todo incluido”, explicó. Aun en su etapa de desarrollo, el creativo de 30 años indicó que está siendo probada en un comic que se distribuye en Latinoamérica. –

Fuente: elcaribe.com.do


Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio